María Celina Dell´Isola
 
  "La lucha del pueblo Huarpe" - La pintura como testimonio y denuncia social
 
 

Estudiantes de la Carrera de Historia de la Facultad de Filosofía y Letras de la U.N.Cuyo, elaboraron su trabajo
final de Antropología sobre la base de las pinturas de la pintora juninense radicada en Mendoza, María Celina Dell’Isola.

Los objetivos del mismo fueron:
1. Exponer a grandes rasgos los antecedentes históricos y culturales del pueblo huarpe.
2. ahondar en las principales problemáticas que afectan a las 11 comunidades que viven en Lavalle, Mza.(reclamo por la posesión comunitaria de sus tierras, escasez de agua potable y marginalidad)
3. presentar las pinturas de la serie “Los dueños de la Tierra” como vehículo de denuncia de tales situaciones.

Para desarrollar este trabajo, investigaron
sobre el tema, entrevistaron a la pintora
en su taller y realizaron un sondeo de opinión para verificar el grado de conocimiento de la gente acerca de la situación de estas comunidades.

En breve resumen, la pintora dijo: “ No me interesa la pintura por la pintura misma, necesito que tenga una significación profunda, una razón de ser”. Fue a raíz de los festejos del 5° Centenario del
Descubrimiento de América que surgieron sus series “Los dueños de la tierra … 500 años después” en alusión a la situación actual de los pueblos originarios, y “La deuda interna” en referencia al eterno reclamo por la posesión comunitaria de sus tierras ancestrales, siendo su último trabajo “La segunda conquista del desierto” sobre el tema del desalojo de los puesteros.

Los óleos muestran, con estilo figurativo, realista y colmado de colorido, los rostros, los gestos, la vestimenta, las actitudes, las posturas, la cultura en general, el medio ambiente … pero, principalmente, las consecuencias de la marginalidad a la que han sido reducidos.
“Lo que esa gente necesita es muchísimo – dice la pintora – y pintarlos como una forma de denuncia es lo único que puedo hacer, no encuentro otra manera”.
Es consciente de que su obra resulta -demás un medio de rescate cultural-un documento visual acerca del presente y un testimonio hacia el futuro, o – según la
definió el Crítico de Arte Prof.Osvaldo Mastromauro – una pintura antropológica. En suma, una posibilidad concreta de visibización, en general de los pueblos originarios de una parte de Latinoamérica, y, en particular, de los Huarpes de Lavalle.
La artista es consciente de ser un actor social, de la alteralidad y de las diferencias. “Carezco absolutamente de poder ¿qué podría cambiar? – expresa – me limito entonces al lenguaje que mejor manejo y que es el de las imágenes. Muchos de mis personajes son personas reales, con los que he podido conversar y a los cuales me siento profundamente ligada, a pesar de la aparente ausencia de lazos reales. Estas personas luchan por su supervivencia en un medio deteriorado por el progreso de los otros (nosotros), pauperizados, acorralados, empujados al borde de la extinción, mendigos en su propia tierra, esperando una justicia que nunca es justa con los que no tienen fuerza para pedir.” Y acota: “ ¿Servirán mis pinturas para algo? “

Comentando la factura de las obras, dice Mastromauro: “ …No hay en su pintura estilización o algo que se parezca a una estética superficial, sino la captación y trasvasamiento directo del imaginario aborigen y mestizo…… Altamente significativa es la relación que establece entre el arte y las costumbres, entre lo esencial y su representación, entre el oficio de pintar y la responsabilidad de ser un testigo histórico”

 
  Descargas
  Informe Los Dueños de la Tierra Descargar

530kb

Anexo 1 - Los Huarpes Descargar

282kb

Anexo 2 - Roig y Subirats Descargar

263kb